Negocios Fiduciarios

La actividad fiduciaria de VISIÓN Banco S.A.E.C.A. surge de la necesidad de canalizar nuevas oportunidades de Negocios en la Institución ampliando la gama de productos y servicios, utilizando los novedosos instrumentos bursátiles del presente, realizando operaciones fiduciarias, para todo género de actividades económicas y desarrollo de grandes proyectos de infraestructura.


Esta actividad estará orientada para dar respuesta a las necesidades de desarrollo de los sectores público y privado.


Nuestro desafío es dar una atención personalizada en la asesoría, el diseño, la constitución y operación del negocio fiduciario; una alternativa genuina para la gestión de negocios de terceros, ágil y transparente, seguros y rentables

Conceptos Básicos

¿Qué son los Negocios Fiduciarios?


La palabra fiducia-fideicomiso significa fe, confianza. Mediante el Fideicomiso una persona natural o jurídica (fideicomitente) confía a una entidad fiduciaria uno o más de sus bienes, para que cumpla con una finalidad determinada en el contrato. Esta finalidad puede ser en beneficio del mismo constituyente o de otra persona (beneficiario).


El Fideicomiso es un mecanismo elástico, pues permite realizar todas las finalidades lícitas que las necesidades o la imaginación determinen. Como consecuencia del mismo, una entidad especializada y profesional (la fiduciaria), se compromete a realizar su mejor esfuerzo para conseguir la finalidad que le señala su cliente, con los bienes recibidos para el efecto.


La fiduciaria nunca adquiere la propiedad absoluta de los bienes recibidos en fideicomiso. El Fideicomiso sirve de marco y sustento jurídico para la asignación de beneficios económicos derivados de la propiedad de ciertos bienes, conforme a la voluntad de su dueño y con efectos hacia el futuro. Es un modo de disposición de la propiedad que “ata” los bienes a un destino determinado, en interés de personas distintas de aquellas que recibe la propiedad.


Queremos ser el mejor aliado de tus proyectos y empresas. Porque sabemos que confiás en nosotros, te presentamos varias opciones de negocios fiduciarios que te ayudarán a hacerlos realidad.

Beneficios

Fideicomiso de Construcción:

Orientado a proyectos inmobiliarios donde conjugan trabajo, capital y proyecto de construcción.

  • Separación del activo y su inmunidad frente a los acreedores
  • Minimiza el riesgo de los créditos otorgados
  • La declaración de quiebra de alguna de las partes (Fideicomitente, Fiduciario y Beneficiario), no significa el quiebre del fideicomiso
  • El patrimonio entregado en garantía es inembargable mientras dure el fideicomiso

Fideicomiso de Garantía:

Herramienta que se utiliza para el uso de un bien como garantía de una transacción crediticia, más flexible, más económica en su constitución, liquidación y terminación.

  • Minimiza el riesgo de los créditos otorgados
  • La declaración de quiebra de alguna de las partes (Fideicomitente, Fiduciario y Beneficiario), no significa el quiebre del fideicomiso
  • El patrimonio entregado en garantía es inembargable mientras dure el fideicomiso
  • El mismo patrimonio puede garantizar otras operaciones sin necesidad de crear un nuevo fideicomiso
  • El valor de las garantías son actualizadas permanentemente

Fideicomiso de Administración:

Se enfoca al manejo de bienes de terceros, emisión de papeles, reestructuración de empresas, de herencias, de seguros de vida, de administración y pagos, inmobiliarios, entre otros, para un fin determinado.

  • Separación del activo e inmunidad frente a los acreedores
  • La declaración de quiebra de alguna de las partes (Fideicomitente, Fiduciario y Beneficiario), no significa el quiebre del fideicomiso
  • El patrimonio entregado en garantía es inembargable mientras dure el fideicomiso

Características


La Confianza

Se trata de una confianza de doble vía: del cliente hacia la fiduciaria y de la fiduciaria hacia el cliente. Por eso se dice que los negocios fiduciarios son basados en la confianza  en consideración a la persona, es decir, basados en el conocimiento del cliente y de la fiduciaria.


Una finalidad para cumplir

Siempre debe haber una finalidad en el Fideicomiso, que debe quedar muy clara cuando se celebra el contrato fiduciario. Es importante conocer las normas que regulan los derechos de las partes involucradas, las obligaciones de la fiduciaria y las atribuciones de las autoridades que vigilan para que la finalidad se cumpla.


Un gestor profesional

La fiduciaria gestiona y cumple en forma profesional los encargos que le encomiendan sus clientes, en la forma que éstos o la ley le señalen.


Una separación absoluta de bienes

La fiduciaria debe mantener una separación total entre su propio patrimonio y los bienes que le entregan bajo la figura del fideicomiso. También debe mantener por separado los bienes de cada fideicomiso, evitando así que se confundan.

Por esta razón, la fiduciaria debe llevar cuentas independientes de cada uno de sus negocios y también de su propio patrimonio. Esta es la característica esencial que distingue los negocios fiduciarios de los Financieros. En los bancos y entidades financieras, los recursos que entregan los clientes se contabilizan con el patrimonio de la entidad y con los recursos de los demás clientes.

Partes que intervienen en el Fideicomiso


El Fideicomitente

Es la persona natural o jurídica, que encomienda a la fiduciaria una gestión determinada sobre uno o varios de sus bienes, para el cumplimiento de una finalidad. El fideicomitente señala en el contrato que celebre con la fiduciaria, las instrucciones a las cuales ésta debe sujetarse para cumplir la gestión encomendada.


El Fiduciario

Sólo pueden ser fiduciarias las entidades especialmente autorizadas por la Superintendencia de Bancos de acuerdo a lo estipulado en la Ley 861 de Bancos y Otras Entidades Financieras.


¿Qué son las  fiduciarias?

Las  fiduciarias son entidades  financieras autorizadas para actuar como tal,  con el objetivo de prestar servicios fiduciarios, sujetas a la inspección y a la vigilancia permanente de la Superintendencia de Bancos. Son profesionales en la gestión de negocios, transacciones u operaciones por cuenta de terceros.

Reciben encargos de confianza, los cuales se desarrollan con el objeto de cumplir una finalidad específica, siendo, a la vez, asesores de sus clientes.


¿Qué hacen?

Su función principal es la de cumplir los encargos fiduciarios que adquiera mediante contrato de fideicomiso o de un encargo fiduciario.


El Beneficiario

También llamado fideicomisario El beneficiario es la persona en cuyo beneficio se desarrolla el fideicomiso y se cumple la finalidad perseguida. Este beneficiario puede ser el mismo fideicomitente (constituyente) o la persona o personas que éste designe. Puede ser una persona natural o jurídica, de naturaleza privada o pública, nacional o extranjera.

Marco Legal

Resolución 12, Acta Nº 9 del 15-02-2011 – Reglamento de Operaciones Fiduciarias – Superintendencia de Bancos.

Ley 921/96 de Negocios Fiduciarios